20130216

Los efectos de ver la TV



television_cerebro_esperma

LOS EFECTOS QUE TIENE LA TELEVISIÓN SOBRE TU CUERPO


Todos hemos oído de pequeños la típica frase de nuestras madres sobre la televisión: “No veas tanto la televisión, es una caja tonta” o “no te acerques tanto a la televisión, que te quedarás ciego”. Vale, puede que la televisión tenga muchos malos usos (sin ir muy lejos, el horario infantil en España no lo cumplen ni a base de denuncias…). Pero hoy no hablaremos de la programación, sino de como actúa la televisión en nuestro cerebro. Y, peor aún, en el esperma.

1. La televisión mata a tus “hijos no-nacidos”

Según una investigación publicada en el British Journal of Sports Medicinelos hombres que pasan más de 20 horas semanales delante de la televisión tienen casi la mitad de espermatozoides que los hombres que solo le dedican unas pocas horas semanales. ¿Razón? Según el estudio, se debería al exceso de tiempo que se pasa sentado durante esas horas de consumo televisivo, como bien explica el Dr. Allan Pacey, de la Universidad de Sheffield:
“Sabemos que los hombres que usan ropa interior demasiado apretada tienen peor esperma. Así que esto no se escapa mucho del hecho de sentarse en el sofá… Si estamos demasiado tiempo sentados y calentando los testículos, se produce el mismo mecanismo”

2. La televisión te matará, pero al menos estarás entretenido

Según una investigación llegada desde Australia, con hasta 11.000 personas, por cada hora que pasamos frente a la televisión en un día, tenemos un 11% más de posibilidades de morir. Es decir, cada hora que “perdemos” viendo las notícias de un día (después de los 25 años de edad), acortamos en 22 minutos nuestra vida. Según los científicos que llevaron a cabo el estudio, se podría concluir que:
“La televisión se puede asociar a una pérdida de vida comparable a otros importantes factores de riesgo de enfermedades crónicas, como la inactividad física o la obesidad”

3. La televisión altera tus sueños

Que no cunda el pánico. Esta vez es algo “bueno”. Según un experimento realizado por un investigador de la Universidad de Dundee, donde participaron 60 voluntarios (30 de ellos menores de 25 años y los otros 30 mayores de 55 años), la televisión “da color” a nuestros sueños.
Resulta que solo el 4,4% de los sueños de los más jovenes eran en blanco y negro, pero hasta un 25% de los sueños de los mayores de 55 años eran así de descoloridos. Esto podría deberse a que los jóvenes han nacido ya con la televisión a color, al contrario que el grupo más mayor, según comenta el autor del estudio:
“Podría ser durante un período crítico de nuestra infancia, cuando vemos películas, las cuales tienen un gran impacto en la formación de los sueños”

4. Todo abuso es malo, y más en niños y bebés

Vale, existen muchos programas educativos hoy en día adecuados para los más pequeños. Pero, ¿el medio de consumo es el más indicado? Según un comunicado de la Academia Americana de Pediatría en 2011, hace falta investigar más, pero aún así aseguran que la televisión puede tener muchos efectos negativos para los niños, y sobre todo para los menores de 2 años. Entre estos efectos podemos hablar de:
  • Trastornos del patrón del sueño.
  • Retrasos en la expresión del lenguaje.
  • Problemas de desarrollo.
Y, por si no había suficiente, un estudio realizado por la Universidad Estatal de Iowa encontró que los niños que veían la televisión más de dos horas al día eran 1,5 veces más propensos a tener problemas de déficit de atención (TDAH).
niños y televisión

5. La televisión te hace más agresivo

Según un estudio realizado por la Universidad de Columbia y el Hospital Monte Sinai, donde se realizó un seguimiento de 17 años a 700 adolescentes hasta la edad adulta, los que veían más de una hora la televisión al día eran más propensos a cometer actos agresivos en el futuro.
En dicho estudio se encontró que los adolescentes que veían la televisión menos de una hora al día tenían una probabilidad de hasta 5,7% superior de cometer actos agresivos (amenazas, agresiones, robos o peleas) a los 30 años. Pero, cuando se llegaban a las tres horas de televisión por día, la probabilidad se disparaba hasta el 22,5%. Eso si, no se sabe con seguridad si la televisión es la causa de tal agresividad, o uno de los síntomas de esa agresividad.

6. La televisión puede hacer que te sientas como un perdedor

Es bonito el plan de reunirse con las amistades a ver una película, un partido de fútbol, una serie en común… Pero la realidad es que la mayoría de los consumidores de televisión la ven más solos que acompañados, cosa que puede hacerles sentirse solitarios.
En un análisis de varios estudios realizados durante 30 años, donde participaron más de 30.000 personas, y se encontró que en promedio, las personas que decían “ser felices”, solo veían la televisión 19 horas a la semana, mientras que los que decían “ser infelices”, veían la televisión una media de 25 horas semanales.
Por otra parte, hay cosas positivas en la televisión, al menos según un estudio publicado en el Journal of Experimental Social Psychology, donde se sostiene que los seres humanos podemos usar la televisión para disfrutar de experiencias que el mundo real no nos da. Pero, como podréis imaginar, esto puede tener muchos puntos encontrar, ya que no es comparable la experiencia social de salir con nuestras amistades, o pasar una tarde familiar, a varias horas delante de la “caja tonta”. Hay muchos inconvenientes en buscas consuelo en la televisión (o en las diversas tecnologías que tenemos a mano hoy en día).
Vía | The Daily Beast.




* * * 

* * * 

Mis consejos: 


-placentinö- 
* * * 
Mis frases preferibles:
"El arte expresa mas o menos bien los sentimientos de la infancia. (El arte funciona solo cuando maravilla) " 
-El sueño de Matias- 
* * * 

La información contenida en este artículo tiene una función informativa.
Fuente original: www.medciencia.com

äma®

No hay comentarios: